La falta de Ética en el Ejercicio de lo Público. Metrosalud. Medellín.

Categoría: Linea Territorio y despojo Publicado: Viernes, 28 Julio 2017

Por: Prensa. Luz María Múnera.

Metrosalud sigue existiendo porque sus trabajadores, empleados médicos, enfermeras y demás personal misional la han defendido con valentía y decisión

asmetrosalud

La falta de Ética en el Ejercicio de lo Público se evidencia de manera fehaciente en la gerencia de Metrosalud: Deliberadamente se está desadministrando la entidad para llevarla a la quiebra y así podérsela entregar al sector privado, ávido por los rendimientos que obtendría apropiándose de la Red Pública de Salud más grande del País, Metrosalud.

Metrosalud sigue existiendo porque sus trabajadores, empleados médicos, enfermeras y demás personal misional la han defendido con valentía y decisión.

Las respuestas de la administración municipal y de las gerencias de Metrosalud y la Corporación Hospital Infantil Concejo de Medellín a la Comisión Accidental nunca fueron claras y siempre evadieron comprometerse con los trabajadores - empleados y con los usuarios para garantizarles acceso a la Salud como Derecho Humano Fundamental y con la Defensa de Metrosalud como Patrimonio Público.

A la fecha, la Corporación Hospital Infantil Concejo de Medellín, una entidad de derecho privado, conformada con recursos públicos, adeuda a Metrosalud 3.046 millones por concepto de arrendamientos generados desde mediados de 2015, y en lugar de pagar el arrendamiento de la sede, pide al Concejo de Medellín que le inyecte más capital y le entregue la sede de Metrosalud Campovaldés.

Planteamientos de trabajadores de Metrosalud demuestran que la administración ha permitido la crisis de Metrosalud:

"Aunque el gerente lo niegue, hay 108 vacantes de funcionarios misionales en Metrosalud. Negarlo es aplicar un Modelo Salud sin Médicos", denunció la doctora Miriam Gaviria Ramírez, Integrante de Asmedas y Asmetrosalud.

El Médico Gonzalo Vélez, también directivo de Asmedas, llamó la atención sobre el drama en salud que padecen los habitantes de las Comunas 8, 9 y 10 debido al cierre, por reconstrucción, del Centro de Salud de Buenos Aires, sin que a la fecha se tenga una respuesta sobre cuando se reabrirá. Situación idéntica a la padecida por los usuarios de la Unidad Intermedia de Florencia, también cerrada por problemas estructurales.

Después de esta experiencia negativa, donde los propósitos de la Comisión Accidental no se alcanzan, llamamos al Concejo de Medellín a un serio y profundo debate de Control Político y a los Empleados y Trabajadores de Metrosalud, en compañía de los usuarios y la Comunidad a la movilización social en defensa de Metrosalud y exigiendo el respeto por el Derecho Humano Fundamental a la Salud que hoy no garantiza la Alcaldía de Medellín.

La clínica de las Mujeres será sólo un sueño si no exigimos a la administración municipal el cumplimiento de esta deuda social histórica. Hoy existe un espacio físico que podría pasar a ser un centro de servicios de la alcaldía sin enfoque diferencial como inicialmente se proyectó.

#DóndeEstáFico?