Metro de Medellín genera desplazamientos urbanos

Linea Territorio y despojo

Por: Kavilando Radio

La construcción y operación de la obra “Tranvía de Ayacucho”, ha venido ocasionando daños en las viviendas y negocios de los barrios San Luis y Miraflores desde hace 4 años.

IMG 20180320 WA0006

 

Algunas viviendas se agrietaron y sufrieron daños que a la fecha no han sido reparados, ni indemnizados por la empresa Metro ni por la Alcaldía.

Las familias llevan alrededor de 4 años con vulneración de los derechos consignados en la Constitución Política Colombiana de 1991, tales como: vivienda digna, trabajo, igualdad, debido proceso, propiedad privada y bienestar social.

Para efectos de atender el caso, se creó una comisión accidental del Concejo de Medellín, que ha motivado la presencia de distintas entidades municipales para dar respuesta a los daños de las casas y de la comunidad.

Pese a esto, no existe claridad frente a los procedimientos que adoptará el Municipio para la reparación de los daños y perjuicios, y su correspondiente indemnización por daño antijurídico, que incluya daños materiales e inmateriales.

Los daños generados en el barrio San Luis, ocurrieron por defectos en la construcción del Tranvía, previstos en los estudios previos a la obra, sin embargo avanzo la obra a pesar del riesgo para las viviendas y las vidas de quienes allí habitan.

El Metro y el Municipio de Medellín, deben definir e implementar el procedimiento para reparación administrativa por daños antijurídicos que incluya el reconocimiento de perjuicios materiales e inmateriales por los fallos constructivos del Tranvía de Ayacucho y renunciar a los términos de caducidad de las acciones judiciales, para que las personas tengan la garantía que las entidades públicas cumplan sus compromisos.

IMG 20180320 WA0003

Desde 2016 están dispuestos los recursos por el Municipio de Medellín para atender a las familias afectadas por el Tranvía de Ayacucho y a pesar de ello aún no se ven soluciones claras y reales.

¿A qué le apuesta el Municipio y el Metro? ¿A qué se cumplan los términos de caducidad? ¿A hacerle conejo a los habitantes?

Por ahora las comunidades siguen escalando sus reclamaciones y denunciando a la ciudad de Medellin, que ya no es acogedora y amable con sus habitantes y se dedica a desarrollar obras que generan desplazamientos y problemáticas sin resolver.

*Escribe: David Sanchez Calle, politólogo, investigador Grupo Kavilando.

Déjanos tus comentarios


Código de seguridad
Refescar

Revista Kavilando

portada kav1

Publicaciones

Slider

Afiliados a

clacso

cc

Visitas