Conocí de cerca al maestro Héctor Abad Gómez. El día que fue asesinado vi su cuerpo en el pavimento cerca de la sede de Adida. Ya habían asesinado a Felipe Vélez, quien alcanzó a terminar derecho en la Universidad Autónoma Latinoamericana. Moñona hicieron los infames que han odiado los Derechos Humanos y a las personas que los defienden. Ese día lloré como nunca, sentí que me desvanecía.

Shakira aparte de entonar con voz destemplada y en forma equivocada el himno nacional de Colombia, fue la encargada de presentar en la Cumbre de las Américas la “novedosa” idea del filantropicapitalismo, aplicado a la educación. Ante centenares de capitalistas de América, la cantante recitó una perorata neoliberal que duró veinte minutos. (Puede consultarse la intervención en: http://www.youtube.com/watch?v=bA-f6L8UmtM). Sostuvo que la inversión en educación temprana es un prometedor negocio en el cual se obtienen ganancias inesperadas.

El sol terminaba de caer sobre el horizonte, empujado por la oscuridad de la noche que se avecinaba, cuando doscientos paramilitares salieron del corregimiento de Puerto Alvira, más conocido como Caño Jabón, ubicado en el municipio de Mapiripán (Meta), el 4 de mayo de 1998. Tras de sí dejaron el silencio pávido, casas derruidas, personas ultrajadas, mujeres violadas y la sangre de más de 20 campesinos a quienes señalaron de colaboradores de la guerrilla, entre ellos una niña indígena de seis años que navegaba con su padre por el río Guaviare.

Las y los asistentes al Encuentro internacional por la paz y la solución política al conflicto colombiano celebrado en Lausana, Suiza, saludamos a la Marcha Patriótica y deseamos muchos éxitos a las organizaciones participantes en el lanzamiento de este movimiento político. Consideramos una necesidad para la sociedad colombiana y para el movimiento popular la constitución de este tipo de movimientos, y en particular del Consejo Patriótico Nacional, porque contribuyen a la construcción de alternativas de organización, de movilización y de unidad del pueblo colombiano.

Señoras y Señores Presidentes y Jefes de Estado de América: 

Como lo recordarán sin duda muchos de los presentes, en la primera cumbre de la CELAC celebrada en Caracas, un conjunto respetable de voces expresó al primer mandatario colombiano su voluntad de colaborar en la búsqueda de alguna salida política a la confrontación que sufre nuestro país. La respuesta directa del Presidente Santos apuntó a que era mejor no hacer nada, la resolución del conflicto debía quedar exclusivamente en manos colombianas. 

Más artículos...

Revista Kavilando

portada k 11 n1

Publicaciones

Slider

Afiliados a

clacso

cc

Visitas